Es la historia de Hildegart, víctima de la mente maquiavélica de su madre pero también una joven muy activa y estudiosa que fue pionera en la lucha por el libre acceso y la difusión de la educación sexual.
Una historia muy bien contada en el blog Sexo, de El Mundo.

.

.