Catorce colegios de Londres participan de un plan piloto en el que se promueve la lectura de cuentos con temática gay y lésbica en niños de cuatro a once años. El objetivo es que los pequeños vean la homosexualidad como algo normal.
Lo más importante que hacen estos libros es reflejar la realidad a los niños”, afirma Elizabeth Atkinson, directora del Proyecto No Outsiders (Sin Excluidos), quien además apuesta por el inmenso poder que tiene la literatura infantil para “moldear valores sociales y para su desarrollo emocional”.
Las lecturas recomendadas como parte de este plan incluyen los libros King & King (Rey y Rey), en el que un príncipe se enamora del hermano de una princesa; And Tango makes three (Tres con Tango), sobre dos pingüinos machos que adoptan una cría, y Spacegirl pukes (La niña astronauta vomita), que relata la historia de una pequeña con dos mamás.
La iniciativa –que cuenta con el apoyo de los sindicatos- está causando una gran polémica en Inglaterra y ha provocado furibundas críticas por parte de grupos cristianos y asociaciones de padres. No obstante, las autoridades educativas han anunciado que, de tener éxito, la experiencia se extenderá a todo el país.

Vía The Guardian.
En Clarín.

Anuncios