Kate Bingaman-Burt.

.

Kate Bingaman-Burt lleva desde hace años un control estricto de las compras que realiza. Empezó fotografiando cada uno de los objetos que adquiría, guardando y catalogando los tickets y facturas y dibujando los resúmenes de sus tarjetas de crédito hasta que estuvieran pagados. Luego pasó también a dibujar una cosa recién comprada cada día, sin importar lo banal que en principio pudiera parecer el producto en cuestión.
Lo que comenzó como un juego y como una auto-exploración de manías, hábitos, necesidades y deslices se ha convertido para esta profesora de Diseño Gráfico de la Universidad de Mississippi en una plataforma de reflexión y de creación sobre el consumo y el consumismo.
Su proyecto se llama justamente Consumo Obesivo y en la actualidad es una marca en sí misma bajo la cual ven la luz las variadas creaciones de esta prolífica artista: blog, revista, dibujos y fotografías, instalaciones, exposiciones y hasta una organización benéfica.
Todo lo que Kate Bingaman-Burt hace gira en torno a su (nuestra) relación con el dinero, los objetos, el márketing, los centros comerciales, las marcas y la publicidad. Una relación que siempre es personal y privada, casi secreta, pero que ella desnuda ante la mirada pública para obligarnos a pensarla y, de paso, pensarnos.

.
.

Anuncios