The photographs not taken es el nombre de una colección de ensayos escritos por reconocidos Will Steacy trabajandofotógrafos de Estados Unidos sobre las fotos que ellos jamás hicieron pero que, por alguna razón, los han marcado como artistas, además de como personas, y permanecen aferradas a sus respectivas memorias.
Según explica Will Steacy, fotógrafo él mismo y autor de la iniciativa, en este proyecto los artistas, en lugar de mirar el mundo a través de su lente como dicta su oficio, son mirados directamente a los ojos y a la mente en una búsqueda por encontrar el lugar inasible formado por recuerdos y vivencias de donde salen sus fotografías.
“He pedido a cada fotógrafo que abandonara las herramientas que les son tan familiares para tomar fotografías (cámara, lentes, película o sus equivalentes digitales, etc.) y que haga una ‘fotografía’ con otra serie de utensilios: los recuerdos, las experiencias y la poesía del mundo que no pasa a través de las lentes, la fotografía negativa, la anti-fotografía, las fotografías no tomadas con una cámara sino con el corazón y la razón”, detalla Steacy.
Los treinta y un fotógratos que han contribuido a la colección han aportado todo tipo de historias: desde cómo una vieja foto familiar de tono picaresco les despertó la curiosidad por la fugacidad de los gestos retenida en las imágenes, pasando por el mágico ambiente de un prostíbulo oculto y la belleza de un paisaje helado que brilló apenas durante unos segundos inútiles, hasta el horror de la agonía de una niña africana y su decisión de bajar la cámara para dejarla morir sin testigos. Participan, entre otros, Paul D’Amato, Chris Jordan, Simon Roberts, Dave Jordano, Lisa Kereszi y la ya presentada por aquí Amy Stein.

Si eres capaz de leer en inglés, te recomiendo darte una vuelta por esta colección de fotos formadas por palabras que es The photographs not taken.

Anuncios