No soporto a los hombres que se sientan con las piernas abiertas como aspas en el transporte público.

Ni a quienes se cortan las uñas en público.

Ni a quienes escupen.

(Catarsis)

Anuncios